Jack y las habichuelas

El dinero no lo puede comprar todo Esta es una de las mejores historias con moraleja para el concurso de cuentos para niños. Tom era un niño de 10 años. Era el único hijo de sus padres. El padre de Tom era un hombre de negocios muy ocupado que no podía pasar tiempo con su hijo. Generalmente llegaba a casa después de

El pájaro y el baniano Este es un gran cuento sobre la bondad con moraleja para los niños. Un día, un pequeño gorrión volaba felizmente por el cielo. De repente, un cazador la golpeó con una piedra. Una de las alas del gorrión se rompió y cayó en picado. El gorrión se esforzó por volar

Una rosa roja orgullosa Esta es una de las mejores historias con moraleja para que la lean los niños. Un hermoso día de primavera, una rosa roja floreció en el bosque. Mientras la rosa miraba a su alrededor, un pino cercano dijo: «¡Qué flor tan bonita! Ojalá yo fuera así de bonita». Otro árbol

El gallo y el burro Este es uno de los cuentos para niños con moraleja más buenos. Hace mucho tiempo, un gallo y un burro vivían juntos en la selva. Ambos eran muy buenos amigos. Al burro le gustaba pasar el rato con el gallo. En el

El regalo de los reyes magos

Los cuentos para niños son una forma aventurera e interesante de enseñar a tus hijos la buena moral y la conducta correcta. Los niños están en su etapa de formación, por lo que necesitan ser educados con buenos valores para que sean aptos para la sociedad y la familia.

En lugar de comprar en las librerías, no tienes que gastar ni un céntimo más con estos cuentos morales gratuitos especialmente preparados para niños. Nuestras historias cortas en línea están repletas de lecciones que su hijo puede utilizar en la vida. Estos pequeños cuentos en inglés no sólo son entretenidos, sino que enseñan a los niños varias cosas de la vida. Al leer un cuento de esta página cada día, puedes ayudar a tu hijo a construir valores, así como a mejorar sus habilidades de comprensión lectora.

Cuando se trata de cuentos para niños con lecciones morales, no necesitas buscar más. Aquí, en Kids World Fun, puedes convertir a tu hijo en un adulto mejor y más responsable con la ayuda de nuestros cuentos infantiles con lecciones morales.

Cuentos cortos de 10 líneas con moraleja

Los cuentos con moraleja para niños desempeñan un papel importante, ya que enseñan lecciones de vida de la manera más interesante. Estas historias ayudan a enseñar a su hijo una valiosa lección sobre cómo ser una persona buena y considerada, también.

Esta es una historia sobre un cuervo que va de aquí para allá en busca de agua. En su camino, ve una olla de agua que está medio llena. Se esfuerza por alcanzar el agua, pero no lo consigue. Pronto se da cuenta de los guijarros que hay en el suelo y, uno a uno, empieza a meterlos en la olla. En seguida, el nivel de agua llega a la cima. El cuervo sediento bebe el agua y vuela feliz.

El cuento nos dice que, pase lo que pase, nunca hay que rendirse cuando hay problemas. Si te esfuerzas lo suficiente, pronto encontrarás una solución a todos los problemas. Pero si te rindes, perderás automáticamente las mejores oportunidades para ello. Lee la historia completa aquí.

Esta es la historia de una liebre que estaba muy orgullosa de su velocidad. Cuando vio a una tortuga, se rió de ella por su lentitud. Para darle una lección, la tortuga le retó a una carrera. Al comenzar la carrera, la liebre corrió velozmente y llegó muy lejos. En cambio, la tortuga iba muy retrasada. La liebre decidió echarse una siesta.

Cuentos cortos para.niños pdf

Las historias cortas tienen una forma de enseñar lecciones que las hace más relatables e interesantes. En lugar de decirle a tu hijo que no mienta, relatarle una historia corta le ayuda a entender lo que ocurre cuando miente. Les ayuda a ser más conscientes de sus acciones y sus consecuencias. Las lecciones morales de estas historias también ayudan a formar su carácter y su brújula moral a medida que crecen.

Había una vez una liebre que era amiga de una tortuga. Un día, desafió a la tortuga a una carrera. Al ver lo lenta que iba la tortuga, la liebre pensó que la ganaría fácilmente. Así que se echó una siesta mientras la tortuga seguía avanzando. Cuando la liebre se despertó, vio que la tortuga ya estaba en la meta. Para su disgusto, la tortuga ganó la carrera mientras él estaba ocupado durmiendo.

En realidad, hay un par de lecciones morales que podemos aprender de esta historia. La liebre nos enseña que el exceso de confianza a veces puede arruinarnos. Mientras que la tortuga nos enseña el poder de la perseverancia. Aunque todas las probabilidades estén en tu contra, nunca te rindas. A veces la vida no se trata de quién es el más rápido o el más fuerte, sino de quién es el más constante.