actividades prácticas de medición

Los niños empiezan a entender los conceptos de medición desde muy pronto cuando comparan un objeto con otro. Por ejemplo, un niño puede pedir la porción más grande de pizza, puede llenar dos vasos para tener la misma cantidad de agua o puede notar que una pelota es más pesada que otra.

En preescolar, en el jardín de infancia e incluso en el primer grado, es habitual que los niños midan los objetos con lo que se denominan unidades no estándar. Se trata de unidades inventadas que varían de una persona a otra.

Por ejemplo, un niño puede utilizar los pasos para medir la longitud de una habitación. Por supuesto, el niño puede descubrir que la habitación mide 30 pasos, mientras que un adulto puede descubrir que sólo mide 20, de ahí que se trate de unidades no estándar.

Las unidades estándar, en cambio, son unidades que están disponibles universalmente y tienen el mismo tamaño para todos. Entre ellas se encuentran las unidades de longitud, como las pulgadas y los centímetros, las unidades de volumen, como los galones y los litros, y las unidades de peso, como las libras y los kilogramos. El objetivo final es que los niños comprendan y utilicen unidades de medida estándar.

ejemplos de actividades de medición

La medición es una habilidad que la mayoría de los niños están deseando aprender, ya que es fácil ver sus aplicaciones en la vida real. Por lo general, los alumnos se familiarizan con la idea comparando tamaños y, a continuación, probando alguna medida no estándar. A continuación, es el momento de sacar las reglas, las balanzas y las tazas de medir. Estas actividades de medición abarcan todos estos conceptos y más, y ofrecen a los niños mucha práctica.

Los niños de preescolar pueden empezar comparando tamaños: más alto o más bajo, más grande o más pequeño, etc. En esta simpática actividad, los niños hacen flores con limpiapipas y las «plantan» en un jardín de plastilina del más bajo al más alto.

La medición no estándar es el siguiente paso para los jóvenes estudiantes. Los ladrillos LEGO son un divertido manipulador que casi todo el mundo tiene a mano. Utilízalos para medir dinosaurios de juguete o cualquier otra cosa que tengas por ahí.

Mide la longitud de las estanterías, las baldosas del suelo, los juegos infantiles, etc., midiéndolos con tus propios pies. Si quieres, puedes medir la longitud de un pie y convertir las medidas no estándar a pulgadas.

actividades para enseñar a medir

Ya sea midiendo la cantidad de azúcar que añadimos a un pastel o calculando cuántos kilómetros más podemos recorrer antes de que nuestro coche necesite un cambio de aceite, estamos constantemente midiendo cosas. Permitir que tus hijos y alumnos midan junto a ti les preparará para el mundo real.

Hemos reunido una lista de divertidas actividades de medición para tus hijos en casa y en el aula.    Estas actividades requieren poco material de montaje y son fáciles de poner en marcha. Aquí tienes 15 actividades para que tus hijos se interesen por las medidas.

Montar un centro de exploración de las medidas no es terriblemente difícil. De hecho, es bastante sencillo. Puedes empezar reuniendo todas las herramientas de medición que puedas tener por casa o en el aula.

enseñar a medir virtualmente en 2º grado

Sin darnos cuenta, todos utilizamos las medidas en nuestra vida cotidiana todo el tiempo. Medimos tazas y cucharillas cuando cocinamos, y calculamos la distancia y el tiempo que tardamos en llegar a algún sitio cuando conducimos nuestros coches. Muchas profesiones dependen de la medición, desde los trabajadores de la construcción hasta los contratistas, pasando por los médicos que determinan las dosis de los medicamentos.

Dado que la medición es una habilidad necesaria en todos los ámbitos de la vida, es importante que los niños se formen una comprensión temprana del concepto de medición y de las unidades que utilizan para medir. Los niños de primer grado deben empezar a aprender el significado de las unidades de medida, mientras que los mayores perfeccionan su capacidad para utilizar una regla, crear gráficos y analizar datos.

Las mediciones para los niños de 1er grado suelen empezar de forma sencilla, ya que los niños deben aprender que los objetos y los líquidos se pueden medir en primer lugar, antes de poder aprender el concepto de centímetros o pulgadas. Una estrategia para que los niños se inicien en la medición es enseñarles a medir utilizando objetos no estándar.